Sociedad

Misterio sin resolver: Don Bellisario de Quantum Leap sobre el destino de Sam Beckett

Producida por Adam Lance Garcia, editada por Ron Douglas. Haga clic aquí para ver la transcripción.

Recién salido de nuestra conversación con el recordador de Warhammer Dan Abnett sobre los misterios sin resolver del universo de Warhammer, pasemos a un rasgo de ciencia ficción con un poco menos de Grimdark: aquel en el que un erudito con memoria eidética inventa el viaje en el tiempo y otras cosas. Como dijiste, un poco de cacao. Tome sus vínculos de mano y entre en la cámara de imágenes porque es hora de hablar de ello Salto cuántico.

Tuvimos la suerte de pasar un tiempo con el legendario productor de televisión Donald P. Bellisario, cuyo nombre apareció en los créditos de algunos de los programas de televisión más influyentes y populares de los años 80 y 90, incluidos Airwolf, Magnum, PI, y por supuesto Salto cuántico. A pesar de que ahora está retirado, Bellisario aceptó juguetonamente un equipo de filmación de Ars, ¡con accesorios! – Permitir que su hogar en California lo moleste con algunas preguntas oscuras en lo que es fácilmente el mejor programa de viajes en el tiempo que se haya visto en televisión.

Este fue un episodio especial para filmar, si no fuera por otra razón. Salto cuántico fue un espectáculo especial. Hoy se siente como una reliquia de otra época, una época en la que la serialización de historias era la excepción más que la regla, donde veintidós episodios por temporada eran el mínimo esperado y los cortes comerciales eran un poco menos frecuentes. (Los episodios de la primera temporada de Salto cuántico Casi cuarenta y ocho minutos– ¡eso es aproximadamente seis minutos más que la mayoría de los dramas de una hora en las cadenas de televisión de hoy!) Saltos cuánticos 97 episodios se emitieron originalmente de 1989 a 1993, y el programa fue una gran parte de mi experiencia en la escuela secundaria y en la escuela secundaria, aunque las partes del programa que más quería ver eran esos raros destellos del «Futuro», el espectáculo raras veces deja entrever la visión de 1999 en la que tuvo lugar el proyecto Quantum Leap.

Y qué futuro era: un futuro de luces de neón y luces intermitentes, de fríos destellos azules disparados sobre plástico de colores, del sentido de la moda retro-futuro de los años 90, monitoreado por una inteligencia artificial inteligente y algo ágil llamada Ziggy se convierte. Las historias de viajes en el tiempo de la semana fueron geniales, pero la narrativa general sobre el Proyecto Quantum Leap realmente me emocionó: ¿volvería Sam a casa?

Aunque los rumores de un Salto cuántico Reinicie, quiero suavizar un poco las expectativas: Don tenía muchas cosas buenas que decirnos, pero una cosa que no encontrará en esta entrevista es una discusión sobre si Salto cuántico Volverá. Don cree firmemente que Sam todavía está saltando, y Sam de alguna manera tomó la decisión consciente de seguir haciéndolo. Es, como dice Don, el trabajo de toda la vida de Sam.

Así que el final desgarrador del final de la serie sigue en pie: Sam Beckett nunca regresa a su casa de neón retro de 1999, y todavía está en alguna parte, trabajando con Al y tratando de corregir lo que salió mal.

Espero que podamos hacer al menos un episodio más de Misterios sin resolver con Don –Airwolf, ¿alguien? ¡Manténganse al tanto!

Más populares

To Top